lunes, 22 de abril de 2013

EMPANADILLAS de la ABUELA (Atún)

Mi abuela Isabel solía preparar unas empanadillas dulces, rellenas de crema, y sus nietos nos volvíamos locos con ellas, en esa época no había en nuestras despensas la cantidad de bollería y galletas que tenemos ahora y con un postre de lo más simple éramos felices. De sus platos siempre me llamó mucho la atención ésta receta y la de unos mantecados de boniato que "quitaban el sentío". La primera vez que hice las empanadillas no debía tener más de 15 años, la cocina me gusta desde siempre y en aquel entonces hacía muchas pruebas con las recetas y la mayoría de ellas acababan en la basura, jajajaja... Pero una de las "pruebas" que hice fue coger la masa de las empanadillas y rellenarlas de algo salado. Total, que desde entonces hago ésta receta que me gusta especialmente por que el relleno es de atún pero no lleva tomate.
He utilizado el molde de empanadillas, aunque no es necesario, a mano quedan igual de bien, pero ya sabéis...me lo compré en los chinos y me hacía ilusión probarlo!!!! 




 

EMPANADILLAS de la ABUELA (Atún)



INGREDIENTES para 18-20 Empanadillas:

MASA:
  • 250 gr Harina de Repostería
  • 100 ml Agua
  • 100 ml Aceite Oliva suave
  • Sal
RELLENO:
  • 2 Huevos Cocidos
  • 2 Latas de Atún pequeñas bien escurridas.
  • 1 Cebolla mediana
  • Sal y Pimienta
  • 3 Cdas Soperas rasas de Harina (para la bechamel)
  • 130 ml de Leche 

PREPARACIÓN: 


Picar la cebolla y sofreír en una sartén con un chorrito de aceite. Mientras, cocer 2 huevos en un cazo a parte. Una vez la cebolla esté bien dorada añadir los huevos duros picados, las dos latas de atún, sal y pimienta, remover bien. Añadir la harina  a la sartén con la mezcla y darle unas vueltas para que se dore un poco, luego sin dejar de remover ir echando la leche despacio para que no queden grumos.  Tiene que quedar como una masa de croquetas.
Poner la mezcla en un plato hasta que se enfríe. Mientras haremos la masa.


Poner la harina en un bol, hacer un volcán y echar dentro el aceite, el agua y un pellizco de sal. Remover bien con una espátula de madera, cuándo ya no podáis remover más con la espátula, espolvorear harina sobre la masa y amasar con las manos durante 1 minuto.
Para hacer las empanadas: cogemos una bola pequeña de masa, ponemos harina sobre el mármol y estiramos la masa con el rodillo, rellenamos y tapamos en forma de media luna,  recortamos los bordes con un cuchillo y cerramos presionando con un tenedor.

Os dejo las fotos de los moldes de empanadillas. 



Una vez formadas sólo queda freírlas, poner una sartén al fuego con abundante aceite, tienen que flotar. Freír con el aceite bien caliente por ambos lados, sacar y escurrir sobre papel de cocina.




COMENTARIOS:
Es una masa crujiente y el relleno queda cremoso y suave. Están riquísimas recién hechas y también frías para llevar de excursión o a la playa. Si hacéis muchas, las podéis congelar. Yo las coloco en una bandeja de horno, las meto en el congelador y cuando ya están congeladas las divido en bolsitas de cierre fácil y las vuelvo a meter en el congelador, de esta manera no se pegan. Para cocinarlas después, sólo tenéis que sacarlas una hora o dos antes y freír. Si no las dejáis descongelar no se fríen bien y queda el corazón helado. 
¡¡¡TAN SENCILLAS COMO BUENAS!!!!



1 comentario:

Gracias por tu visita.
Si quieres, puedes dejar tu comentario.

Top blogs de recetas
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...